Familias y negocios, no siempre funciona

 Familias y negocios, no siempre funciona

inspirativa.org

Hay negocios familiares que resultaron en un éxito trasladado de generación en generación. Abundan los ejemplos de grandes emprendimientos que fueron fundados por hace décadas y que hoy siguen siendo referencias en varios rubros, gracias a que se continuó una tradición familiar, pero no siempre esto resulta, según dice Raúl Pazos en su Mundo de los Negocios.

Hay dos temas fundamentales en cuanto a incorporar a la familia a la empresa: el primero es cuando se quiere integrar a familiares a puestos de dirección y el otro es cuando el fundador empieza a preguntarse si la empresa seguirá fiel a sus propósitos, el día que ya no esté, dice Pazos. Y surgen varias preguntas sobre este tema: ¿es posible esa ilusión de que el resto de los colaboradores trate como un igual a un integrante de la familia que quiera “empezar de abajo? ¿Pueden separarse las tensiones familiares entre hijos y de estos con sus cónyuges, de la necesaria gestión profesional de una empresa?

Otras Noticias