Productores de Paso Centurión y Sierra de Ríos advierten que la reserva ecológica con 37.000 hás es algo excesivo y afecta la producción en la zona

 Productores de Paso Centurión y Sierra de Ríos advierten que la reserva ecológica con 37.000 hás es algo excesivo y afecta la producción en la zona

En la ley de urgente consideración (LUC) se analiza modificar el alcance de la reserva ecológica ubicada en la zona de Paso Centurión y Sierra de Ríos en el Departamento de Cerro Largo, que durante la última administración fue impulsada con un área de 37.000 hectáreas.

En entrevista con Valor Agregado, el productor de la zona Ignacio Gigena se mostró sorprendido ante lo extenso de la superficie delineada “porque la zona realmente a proteger es un núcleo muy pintoresco en la zona de Centurión con un área no mayor a 3000 hectáreas”.

La declaración “incluye unos 500 padrones, pertenecientes a más de 100 productores que se ven afectados patrimonialmente y principalmente a futuro por estar condicionados a determinadas reglamentaciones” comentó el productor.

A modo de ejemplo Gigena explicó que en este tipo de áreas “las cargas ganaderas quedan reguladas por decreto, el productor queda pasible de multas al recibir inspectores del Sistema Nacional de Áreas Protegidas (SNAP), y sobre todo se limita la producción intensiva que a futuro es necesaria cuando se atraviesa por procesos sucesorios. Además no se permite confinar ganado a corral y no se puede implantar especies alóctonas para mejorar la producción”.

A iniciativa de productores y grupos de la zona “se logró introducir dos artículos para que el propietario pueda decidir si entrar o no en el área protegida y así no ser perjudicado”.

En el artículo 501 de la LUC referido al a la incorporación al sistema de áreas naturales protegidas, se indica que éstas regirán para los casos de áreas pertenecientes a “particulares que a tales efectos prestaren su consentimiento”.

El productor manifestó que este tema se analizó en la LUC “bajo mucha presión de las ONG´s que no conocen la realidad productiva de la zona”, pero “el gobierno entendió la situación y se creó una modificación para darle la potestad de decisión a las intendencias”.

Gigena sostuvo que cuando se buscó conversar sobre el tema con las anteriores autoridades y representantes del SNAP y la DINAMA fueron “totalmente avasallados, nos trataron con soberbia política, sobre todo defendiendo la ideología que busca tocar el derecho a la propiedad del productor”.

 

 

Otras Noticias