No todos los productos que se ofrecen como orgánicos o ecológicos están certificados

 No todos los productos que se ofrecen como orgánicos o ecológicos están certificados

El Ing. Agr. Alberto Gómez es el presidente del Centro Uruguayo de Tecnologías Apropiadas (Ceuta) -una fundación independiente y sin fines de lucro creada en 1985- e integrante de la Red de Agroecología del Uruguay (RAU).

La Red -junto con la Sociedad Científica Latinoamericana de Agroecología y la Red de Semillas Nativas y Criollas- elaboró e impulsó el Plan Nacional de Agroecología (PNA), que generó el Proyecto de Ley “Plan Nacional para el Fomento de la Producción con Bases Agroecológicas”, aprobado por unanimidad en el Parlamento el 12 de diciembre de 2018.

En el Artículo 1 de la ahora Ley se declara “de interés general la promoción y el desarrollo de sistemas de producción, distribución y consumo de productos de base agroecológica, tanto en estado natural como elaborado, con el objetivo de fortalecer la soberanía y la seguridad alimentaria, contribuyendo al cuidado del ambiente, de manera de generar beneficios que mejoren la calidad de vida de los habitantes de la República”.

“No”, respondió el Ing. Gómez cuando en El Mercado Agropecuario le preguntamos si todos los productos que en nuestro país se presentan en el mercado como orgánicos, ecológicos o agroecológicos lo son realmente, de manera comprobable.

Agregó que hay un decreto “que establece cómo deben funcionar las certificadoras” de productos ecológicos, orgánicos o biológicos, que para la norma son “sinónimos”.

La RAU es la única institución habilitada en Uruguay para certificar esa condición y “no todos los productos” que son ofrecidos como ecológicos, orgánicos o biológicos cuentan “con el sello de la Red”, puntualizó en Carve.

“El consumidor tiene que asesorarse de que realmente el producto tenga algún control de calidad”, porque “es algo nuevo” y genera “mucha demanda”, manifestó.

El Ing. Agr. Alberto Gómez explicó que “la Red no tiene el poder de inspeccionar”, función que “depende del Ministerio de Ganadería, Agricultura y Pesca y de las intendencias”, que deben “controlar el uso de los sellos”.

Si un producto tiene el sello de la Red “hay una garantía”, subrayó. Dijo que “todos los años se inspeccionan los predios” productivos que integran el sistema y que las certificaciones son “de procesos, más que de productos”.

Anunció que la Red trabaja para implementar, este año, “un análisis de residuos propio” de este tipo de productos.

En estos aspectos Uruguay “tiene cosas para mejorar” y el Ing. Gómez considera que son “parte de las cuestiones” que se analizarán en el marco del Plan Nacional de Agroecología, con los objetivos de “difundir mejor” el sello y “mejorar los controles de calidad”, para que “todo el mundo esté tranquilo”.

 

Otras Noticias