La de la UE es una forma “moderna” de generar políticas públicas en materia ambiental

 La de la UE es una forma “moderna” de generar políticas públicas en materia ambiental

El Proyecto de Ley de Residuos enviado al Parlamento por el Poder Ejecutivo “lo que hizo fue mover todo el tablero, y eso está muy bueno. O sea, muchas empresas pusieron, o están poniendo, las barbas en remojo por este asunto y eso nos parece que ya es un efecto positivo”, destacó en Carve el director ejecutivo de Cempre Uruguay (Compromiso Empresarial para el Reciclaje), Federico Baráibar.

Este tema es un “nuevo desafío”, que “requiere la integración y coordinación de los distintos sectores públicos y privados involucrados, y un compromiso que involucra además al conjunto de la sociedad”, se indica en la iniciativa, remitida al Poder Legislativo el 5 de junio de 2018 con el nombre de Proyecto de Ley de Gestión Integral de Residuos.

Se agrega que “la creación de un sistema nacional de manejo de residuos, que tenga por objetivo priorizar la minimización de la generación y lograr el máximo reuso y reciclado, y transformación productiva, derivará en avances y mejoras, tanto en lo ambiental como en lo social y lo económico, promoviendo el desarrollo productivo, a la vez que se apoyará en la dignificación del trabajo de quienes hoy realizan la tarea en forma informal”, se indica en el Proyecto.

Baráibar opinó que “la forma de participación” de los órganos de la sociedad civil y de las cámaras empresariales -entre otras entidades- en el proceso de discusión del proyecto “pudo haber sido otra”.

En Uruguay “todavía tenemos mucho que aprender” en materia de “diseño de políticas públicas”, enfatizó en El Mercado Agropecuario.

El director ejecutivo de Cempre Uruguay puso como ejemplo a la Unión Europea (UE), que realiza primero “una planificación estratégica de lo que se quiere lograr, o adónde se quiere llegar” y después se aborda el diseño de políticas públicas con medidas que inicialmente son de aplicación voluntaria, y “de a poco” las convierte en “política pública a nivel de países o a nivel de (toda la) Unión Europea como obligación”.

“Me parece que es una forma moderna de legislar, o de generar política pública, que te permite medir los efectos, que permite que los eslabones de la cadena vean cómo van a reaccionar, o para dónde van a disparar, o qué efectos puede tener en el mercado, que son cosas súper importantes cuando voy a regular, cuando voy a generar una ley. O sea, qué efectos va a tener”, argumentó.

 

Otras Noticias