Enrique Soto: “Es una posibilidad” que aumente el contrabando de cigarrillos a partir del empaquetado neutro

 Enrique Soto: “Es una posibilidad” que aumente el contrabando de cigarrillos a partir del empaquetado neutro


El presidente Tabaré Vázquez firmó este lunes el decreto que establece el etiquetado genérico de las cajas de cigarros y elimina cualquier elemento distintivo. Las empresas tabacaleras dispondrán de seis meses para concretar el cambio.

El responsable del Programa Nacional para el Control del Tabaco del Ministerio de Salud Pública (MSP), Enrique Soto, dijo a Así nos va que existe evidencia científica acumulada de la repercusión y los beneficios que tiene el empaquetado neutro. “No tenía sentido seguir dilatando una medida que va en beneficio de la salud de la población al estimular el descenso de la prevalencia del consumo de tabaco”, sostuvo.

Según Soto hay una posibilidad de que aumente el contrabando y la falsificación de cigarrillos a partir de la implementación del empaquetado neutro. “Monitoreamos el contrabando de tabaco en Uruguay, que según la información que tenemos está en torno a un 20%. Hemos visto que hay productos de contrabando que ingresan que son fácilmente detectables y también están las falsificaciones, que son cajillas de tabaco que vienen con las advertencias”, dijo el responsable del Programa Nacional para el Control del Tabaco.

“Desde el año 2016 Uruguay tiene una comisión interinstitucional para la limitación del comercio ilícito de los productos de tabaco, donde participan diferentes organismos del Estado, entre los que se encuentran el Poder Judicial, Aduanas y el Ministerio del Interior”, señaló Soto y dijo que está “más o menos” diseñada la ruta que siguen los productos de contrabando que ingresan al país, lo que ha motivado el aumento de la vigilancia en las rutas y el control en los puntos de venta. “En el resto del país lo que hacemos es detectar aquellos lugares donde se está ofreciendo cigarros de contrabando, sea en el comercio formal o informal, para tenerlos detectados y saber cómo se nutren de esas cajillas”, sostuvo.

El cuerpo inspectivo del MSP realiza unas 600 inspecciones mensuales, según indicó Soto, en las que se constatan entre un 3 y un 4% de infracciones por motivos de publicidad o porque se encuentra personas fumando en áreas donde no está permitido. “En los lugares donde los inspectores detectan que se ofrecen cigarros al público que se estima que su origen es el comercio ilícito, se genera un expediente que pasa al área jurídica del ministerio y luego a la Justicia Penal”, dijo el médico e indicó que actualmente en el área jurídica del MSP hay “30 expedientes generados de las inspecciones” a comercios donde se venden cigarros de contrabando.

“Tendríamos que poner más énfasis en lo que respecta a la educación y el convencimiento, no es fácil convencer a la persona de lo mal que hace el tabaco”, dijo el responsable del Programa Nacional para el Control del Tabaco e indicó que “donde menos decrece la prevalencia es en la mujer joven, y sobre todo en la mujer joven de determinados estratos sociales”.

Escuche la entrevista completa:

Otras Noticias