De Posadas: “Lo de Layera muestra que ya no se sabe a dónde vamos. Hay crisis de valores y falta un sentido de la vida”

 De Posadas: “Lo de Layera muestra que ya no se sabe a dónde vamos. Hay crisis de valores y falta un sentido de la vida”

El Dr. Ignacio de Posadas escribió un nuevo libro: “Al rescate de un liberalismo perdido”, que se presentará en la Universidad Católica el próximo miércoles 23. Allí el ex ministro de Economía hace un análisis de las ideas liberales a lo largo de la historia, con matices, críticas y una propuesta sobre su posible aplicación en el Uruguay actual.

Para De Posadas, buena parte de los problemas que vive nuestro país pueden explicarse por la pérdida de principios liberales básicos, por ejemplo en el ejercicio del gobierno y la legislación.

“Si uno ve la forma en que se legisla hoy en Uruguay, lo que sucede es una imposición permanente del Ejecutivo. Pero la ley era y debe ser un ejercicio de la razón, y no de la voluntad”, remarcó De Posadas.

Aclaró que “el voluntarismo legal no ha sido monopolio del Frente Amplio, viene de antes. Hemos pasado de un Parlamento, que nació en Inglaterra para proteger a los ciudadanos, a un Poder Legislativo, cuya razón de ser es legislar para crear realidades que solucionen los problemas. Y como eso no puede ocurrir, el Parlamento se desprestigia”, argumentó.

En la entrevista, De Posadas se refirió a la situación de inseguridad y los dichos del Director Nacional de Policía, Mario Layera, a El Observador. “Lo que en el fondo dice Layera es que no hay más parámetros. Nos dice: no sé a dónde voy, vamos a terminar como en El Salvador (y miren que Layera estuvo en El Salvador.. ). Nos dice que no tiene herramientas, no las de fierro –esas las tiene- sino las que permiten encauzar una situación; no se sabe a dónde va la sociedad. Falta –en general- un sentido de la vida para los ciudadanos”.

Para De Posadas, esto se relaciona a una distorsión de las sociedades actuales, que implica que el Estado tiene que satisfacer todas las expectativas de la gente, lo que genera crisis de las democracias y el “que se vayan todos”.

“El grado de expectativas que tiene la gente hoy es imposible de satisfacer”, argumenta. “No hay gobierno ni Parlamento que pueda responder. El liberalismo tiene que decirle a la gente la realidad: no funciona el Estado que responda a cada reclamo, con estos niveles de gasto, y encima de mala calidad”.

En su visión “la izquierda ha sido hábil en descalificar como ‘neoliberal’ a todo esbozo de liberalismo, y lo mató. Pero es importante que se conozca el liberalismo sensato, desprovisto de algunos desvíos. En realidad, el neoliberalismo nace cuando el liberalismo se enfoca excesivamente en lo económico. Pero no tiene que ver con todo lo vinculado al ser humano y al ser humano en sociedad”.

Otras Noticias